REPORTAJE CHIAPAS

En esta ocasión te narraré mi experiencia por el sureste mexicano, específicamente cuando visité Chiapas y Villahermosa, todo comenzó en el Cañón del Sumidero, es una experiencia muy bonita navegar por él, ya que vas observando la inmensa variedad de aves que existen, lo que más te impresiona es ver cómo de forma natural se forma el escudo de Chiapas, lo que te van narrando de cómo los indígenas del lugar, en vez de dejarse conquistar por los españoles, se lanzaron con valentía por el cañón, prefirieron morir antes de ser conquistados. Algo que se me quedó muy grabado fue cómo en las rocas se forma un Arbol de Navidad.  Seguí mi aventura en Tuxtla Gutiérrez visitando el zoológico, una nutria me cayó bien por su simpatía. Después visité las Lagunas de Montebello, la tranquilidad que inspiran es fabulosa y su cielo sin igual, así como las cascadas de Agua Azul. Las grutas que pude visitar también me parecieron increíbles, así como el centro de San Cristóbal, con tantas artesanías y a ¡¡¡precios tan económicos!!!

 

Otra parte del recorrido fue visitar la Ciudad de Villahermosa, con un clima tan agradable (si te gusta el calor) y el Parque Museo de la Venta, sus dimensiones y cultura Olmeca me hicieron disfrutar realmente mi estancia, sobre todo el detalle simpático: una familia con la que conviví en Villahermosa me dijo que si llevaba peinado con “trenzas” los changos se me acercarían, y bueno, creo que se quedó en mito pero si los puedes observar en la copa de los árboles y pude tomarme una foto con uno de ellos, bastante grande.

 

VerdeMenta